miércoles, 5 de octubre de 2016

Cambiando paradigmas en los estudiantes.


Estudiar tiene una finalidad en la vida de los estudiantes... consolidar una carrera y trabajar de ella, de manera que un estudiante es un futuro ciudadano trabajador, es más en algunos centros de estudios se hace hincapié a que en la escuela les enseñamos como ser buenos empleados.

Y si de pronto cambiamos el paradigma, comencemos a promocionar otro tipo de trabajador, a uno que no está atado a una empresa si  no a sus ideas y a concretarlas.. veamos esta propuesta. 



Léalo... piénselo y usted decide como manejar el discurso en el aula: 

Usted proclama que le va mal y, sin embargo, todos los días va a su trabajo y se ofrece como un recurso de bajo precio. 
Usted dice que no hay dinero y, sin embargo, todos los fines de semana hay gente que gasta en cerveza. 
Usted dice que no hay dinero y, sin embargo, todos los meses hay gente pagando por sus tarjetas de crédito.
Usted dice que no hay dinero y, sin embargo, todos los fines de semana hay discotecas repletas de gente divirtiéndose, hay almacenes repletos de personas comprando cosas nuevas. 
Usted dice no hay dinero y, sin embargo, en su país hay negocios que facturan millones. 
Como dice un amigo: "Hay plata, pero usted no sabe ganarla."
Usted ve miseria y, sin embargo, todos los días hay gente abriendo sus negocios. ¿Dónde está el dinero que usted no lo ve? La pobreza mental deviene en ceguera. 
Una de las primeras reglas del éxito financiero dice: "Para recoger dinero hay que ver dinero." Nadie recoge lo que no ve.
El dinero esta botado, la gente camina sobre él, pero no lo recoge. Hay dinero disfrazado de oportunidades. 
El señor Banchero decía: “la única forma de recoger dinero es haciendo negocios”. La pregunta es: ¿qué ve usted?
Hablamos desde lo que tenemos dentro. Si en su interior hay riqueza, usted observará riqueza. Nuestra perspectiva es siempre un reflejo de nuestra manera de interpretar la realidad.
Hay personas que, como no tienen dinero, creen que el resto tampoco lo tiene. He aquí un buen dato: El hecho de que usted no tenga nada en sus bolsillos no significa que el resto de gente este igual que usted. 
La gente tiene algo que ofrecer al mercado, pero no quiere vender. Tiene algo que dar, pero en la cabeza tiene miedos que le detienen. Usted va a recoger dinero, pero primero debe recoger sus talentos y sus habilidades. Recuerde esto: la riqueza no se gana con las manos, sino con las habilidades. 
Dígame para qué es bueno, dígame cuál es su talento, y le voy a decir cómo enriquecerse. Warren Buffett, quien es uno de los cinco hombres más ricos del mundo, dice: “Sáquele provecho a lo que usted sabe, ahí está la riqueza”
Vea riqueza y construya imperios. Recuerde lo que decía un conocido millonario: “para la persona que sabe trabajar todos los tiempos son buenos”. Así que ajuste su perspectiva y sea de los que donde ponen la vista ponen el éxito.
Reacciones:

0 comentarios:

Publicar un comentario